Los viñedos estan situados alredodor de la bodega lo que permite tiempos minimos entre la recolecion de la uva y la recpcion y procesado de la misma, el 40% de los viñedos son centenarios.

El cuidado de las viñas se realiza de forma tradicional la mano del hombre es la herramienta fundamental, la zona con una altitud de 1300 metros presenta gran irregularidad pluviométrica. Los inviernos son crudos y largos con vientos de Poniente.El clima es mediterraneo continentalizado, con fuertes oscilaciones térmicas, tanto entre el día y la noche, como a lo largo del año, lo que favorece la síntesis de polifenoles.
La Calidad es el aspecto más mimado y cuidado.
Esta atención se inicia en el viñedo, porque es imposible hacer un buen vino sin uvas sanas y de calidad. Aquí se cuida que los rendimientos sean muy limitados en sintonía con unos suelos de escasa fertilidad y el duro clima, ya que una producción demasiado alta restaría concentración y calidad al vino.
Hoy al tanto de la bodega está Alejandro Romera que se encarga, tanto del cultivo del viñedo, y la elaboración de los vinos, como de su comercialización.
El cambio generacional ha supuesto importantes modificaciones en la empresa pero conservando siempre la tradición y manteniendo una viticultura respetuosa y una elaboración de carácter tradicional.

El valor más importante de la bodega son los viñedos, y es por ello que en viticultura es donde se invierte más tiempo y más esfuerzos.
Los viñedos de Bodegas Piedras Blancas se extienden por el término municipal de Torvizcon, lo que supone una gran variedad de suelos, predominando los calizos, arcillosos y pedregosos.
Las hectáreas que poseen en la actualidad suman 12 de las cuales 7 ha. son en vaso y 5 ha. en espaldera. El 40% de los viñedos tienen más de 100 años. Las variedades de la explotación son: Tempranillo, Jaen Blanco(Verdejo), Vijiriega, montua, y Garnacha Tinta.

Bodegas Piedras Blancas respeta al máximo el entorno y no utiliza ningún tipo de abono mineral ni de herbicidas para el control de la flora espontánea en sus plantaciones.El aporte nutricional es a base de materia organica, como estiercol o siembra de leguminosas que se entierran en la tierra para un aporte de nitrogeno.

La vendimia se hace toda ella manual y respetando lo máximo posible la integridad de la cosecha.